El Taekwondo como una herramienta útil para la educación

Los ejercicios físicos pueden ser muy beneficiosos para la salud y la vez de gran utilidad para la enseñanza de niños y jóvenes.

Muchos son los estudios que demuestran cómo los ejercicios físicos o la práctica de algún deporte puede beneficiar considerablemente en la salud física y mental de las personas, así como en su calidad de vida.

En el caso de los niños y jóvenes, si bien la tecnología les brinda mayores facilidades en el aprendizaje, como la facilidad de acceso y la velocidad con la que pueden obtener información útil y educativa, también tenemos en contraposición, el avance tecnológico en las actividades de ocio, como es el caso de los videojuegos.

Lamentablemente la segunda opción abre también la posibilidad de que niños y jóvenes, hoy en día se vuelvan muy dependientes de los videojuegos y las redes sociales. Terminando así, atrapados en un estilo de vida sedentario que desfavorece al desarrollo de habilidades sociales.

El deporte, una alternativa sana y de apoyo en el proceso educativo

 

Según José Alfonso Martín, decano de la facultad de educación física de la Universidad Pedagógica, Bogotá – Colombia, considera que, si bien el deporte puede beneficiar los procesos educativos, estos resultados no son automáticos y dependen del compromiso de cada persona y del entorno en que se desenvuelven.

“Cada estudiante es responsable de una buena parte de su formación y cuando se trata de los más pequeños, esta responsabilidad también recae en los adultos que están a cargo”, asevera Martín, para quien la enseñanza del deporte puede servir para generar capacidades de autoconocimiento, disciplina, honestidad, tolerancia, solidaridad, respeto, humildad, trabajo en equipo, paz y convivencia.

El Taekwondo

Un deporte completo para todas las edades

 

El Taekwondo es un arte marcial y reconocido deporte olímpico que tiene un alto grado espiritual y filosófico en la práctica, basado en los principios de Cortesía, Integridad, Perseverancia, Autocontrol y Espíritu Indomable. Toda su filosofía, en combinación con el aprendizaje de las técnicas y el fortalecimiento de las capacidades físicas, mediante diversos ejercicios, hacen del Taekwondo un sorprendente sistema de enseñanza deportiva basada en valores y principios.

Respeto

El Taekwondo es un deporte que se recomienda practicar desde edades muy tempranas por las siguientes razones:

 

  1. Promueve el desarrollo e integración social

La práctica deportiva tiene como esencia el juego y resulta ser un efectivo medio de interacción con los demás, con el cual se logra sorprendentes niveles de integración para una óptima construcción del individuo como ser social. En el juego no hay razas, credos o estratos, todo lo contrario, a los estudiantes deportistas se les inculca el respeto por las diferencias entre las personas.

  1. Genera sentido de pertenencia

Estar en un equipo deportivo crea un sentido de pertenencia y por lo tanto de identidad y fuerza entre los jóvenes en formación.

  1. Forma en valores y virtudes

El Taekwondo es una herramienta apropiada para enseñar a todos, pero sobre todo a los más jóvenes, valores y virtudes como justicia, lealtad, superación, convivencia, respeto, compañerismo, trabajo en equipo, disciplina, responsabilidad y tolerancia.

  1. Ayuda a la convivencia

El Taekwondo como deporte fomenta que los pequeños trabajen en equipo, a colaborar con sus compañeros y a desarrollar empatía con el prójimo.

  1. Estimula el cerebro

El ejercicio físico regula la segregación de tres neurotransmisores asociados a una buena salud mental. Estas sustancias son la dopamina, la serotonina y norepinefrina. Hacer ejercicio estimula la memoria y las funciones ejecutivas del lóbulo frontal, por lo que los niños que lo hacen con regularidad identifican más rápido los estímulos visuales y se concentran más que los
niños pasivos.

  1. Eleva la autoestima

Los niños que practican Taekwondo u otro deporte, suelen tener más alta la autoestima, sufren menos depresión y ansiedad. También les permite hacer catarsis, pues pueden liberar toda su energía y aprender a controlar sus impulsos mediante la dinámica de los ejercicios.

  1. Forja la disciplina

Practicar Taekwondo, estimula la disciplina en general: los practicantes son más organizados, estructurados y menos propensos a caer en malos hábitos. Puede convertirse en factor de desarrollo personal. El Taekwondo puede ser, sin lugar a dudas, un factor de desarrollo de la persona al convertirse en un estilo de vida que conduce al individuo a ser mejores personas y profesionales.

  1. Reduce el estrés

Toda actividad deportiva, y en especial el Taekwondo, es la mejor opción para reducir el estrés, los trastornos del sueño, depresión, ansiedad y otras alteraciones que surgen a lo largo de la vida. El deporte está relacionado con el bienestar psicológico y reduce los riesgos de sufrir algunos problemas de salud, tanto físicos como mentales.

Ir arriba
Abrir chat